Alma en pedazos

Mi alma se convirtió en pedazos cuando rozaste mi piel. Y rompiste el hechizo que provoque a mi memoria del corazón, desolada empezó a escribirte todos los días con deseos de tenerte de nuevo, en mis versos no solo existían sueños, felicidad, amor, morbo o tristeza y dolor. Cada texto soy yo. Cada pedazo de mi me hace ser yo. Cada parte de mí recitada en unos versos que expresan mi amor por ti... O será desamor, cada parte que tu mataste y solo tú tienes el poder de resucitar. No sé si seré la única que lo piense, pero cuando alguien que camino al lado de tu sendero, y luego se va por otro camino, sientes que una parte de ti muere en cada una de esas despedidas a lo largo de la vida. Así me ha pasado, con toda aquellas amigas, amigos, que se fueron, algunos con despedidas y otros sin ni siquiera un adiós. Pero contigo lo note mucho más profundo, pues sentía que una parte de mi te llevaste, y no volverá, pero cuando te encuentro y me rodeas con tus brazos vuelvo a sentir esa parte de mí que creía que estaba muerta... O al menos eso creí, será que solo en roca se convirtió ¿y dejé de sentir? Y ahora que deseo que mi corazón vuelva latir, no puedo, ni siquiera vivir, tan solo sobrevivo a este sin fin... Ya no me siento, y necesito un poco de mí... Que ya no soy lo que una vez fui, ya ni siquiera soy una minia semejanza en lo que era... Y me echo de menos. Te echo de menos. Vuelve a mí. Y intentare dejar de destruiste, de destruirme, porque tú eres yo. Y yo soy tú, tu corazón y mi alma somos yo. ¿Dime vas a empezar a quererme con todo tu corazón? O seguirás sacrificando tu amor en una alma que nunca amarás....