Cenizas

indiferencia o la ignorancia termina consumiendo lentamente nuestros recuerdos, dejando su esencia humeante en las cenizas que se convierten. Por aquella llama que creía que era amor, pero ahora es lo que se ha convertido en lo habitual, a lo que menos importancia le damos. Y al final la llama termina arrasando con todo, hasta al fin disminuir su intensidad. Evaporándose como un mechero sin gas. Mientras me preguntó, ¿Cómo has llegado a esto? Sabiendo a lo que me encontraría, como te has dejado llevar por este sendero... Me reclamo a mí misma al contemplar la verdad. Pero luego vuelven las mentiras disfrazadas de seguridad al mirare en el espejo. Aun estando rota por no continuar mi camino, al estar estancada, dejando que el tiempo toma sus cartas, y la pluma mágica mientras juega conmigo.... Y tan solo sigo encontrando más preguntas y más.... ¿Será que carezco de valor, valentía? ¿Qué es ser cobarde? ¿Y valiente? Mirando atrás, enfrente, al futuro incierto y a mis lados, Queriendo encontrar la pieza que me falta a pesar de ser la marioneta moviéndose automáticamente por la razón y el deber...